1961 El gobierno de Estados Unidos rompe relaciones diplomáticas con Cuba

Este fue el medio de ratificar públicamente su rechazo al Gobierno Revolucionario y la posibilidad de tener manos libres en el apoyo a la invasión que se preparaba en Bahía de Cochinos.

La ruptura unilateral de relaciones de EE.UU. con Cuba vino precedida de la limitación de la delegación diplomática en La Habana y Washington por los cauces establecidos por el Derecho internacional, ya que la delegación estadounidense en La Habana contaba con unos 300 efectivos, entre ellos miembros de la CIA, el FBI y la Inteligencia Naval. 

El recién estrenado presidente de los Estados Unidos, John F. Kennedy, se convertía en heredero de los planes de invasión diseñados por el gobierno de Eisenhower.
Fidel Castro respondía así en su discurso del 13 de marzo de 1961:
"Y algo sí podemos comunicarle al señor Kennedy:  que primero verá una revolución victoriosa en Estados Unidos, que una contrarrevolución victoriosa en Cuba ".
 
Contenido relacionado:
Hace: 
56 años